Salud

¿Por qué nos enfermamos?

nino_enfermoLas enfermedades no vienen de afuera, como las supuestas infecciones, sino que se generan en el interior de nuestro cuerpo, siempre por alteración digestiva. Cualquier síntoma de desarreglo funcional, es el resultado de transgredir las leyes de la salud. Nuestro organismo entra en una crisis defensiva, queriéndose librar de las toxinas acumuladas. Un accidente, por el contrario, sugiere una causa eterna, extraña al individuo. Por ejemplo un golpe por una caída. Atribuir la causa de las enfermedades a los gérmenes, sería igual a darle un origen similar a la de los accidentes. Los gérmenes son siempre consecuencias de desarreglos funcionales y no causas de los mismos.

Otro ejemplo claro del origen de ciertas enfermedades o dolencias es el hecho de que los padres nunca transmiten una determinada dolencia sino mala calidad de sangre. Una vida temperante con nutrición adecuada, modificará la composición de la sangre heredada y regenerará a los hijos de padres que intoxicaron su organismo con una vida de errores o vicios.AR-ESP

El concepto de enfermedad que atribuye esta a la infección microbiana querrá hacer desaparecer los males con un procedimiento extraño al enfermo: antibióticos, antitusivos, etc. En nuestro concepto solo comprendemos que sea cual sea la causa de nuestra dolencia sabemos que cualquier tratamiento que nos ayude a restablecer el equilibrio de nuestra salud nos ayudará a recobrar la salud a través de un régimen higiénico.

Si nos nutrimos y eliminamos los desechos del cuerpo adecuadamente estaremos sanos. Cualquier alteración en alguno de estos dos aspectos trae enfermedad.

La causa de las enfermedades

Tenemos que recordar que nuestra salud se mantiene en equilibrio gracias a dos procesos:

  • Nutrición
  • Eliminación

Los sistemas que se encargan de esto son:

  • Respiratorio y Piel: donde incorporamos aire, luz, radiaciones.
  • Digestivo: incorporamos nutrientes a través de los alimentos y muchas veces toxinas derivadas de malas digestiones.
  • Urinario: solo cumple función de eliminar sustancias.126268

Si la función eliminadora de la piel y la refrigeración intestinal están alteradas, se produce putrefacción de los alimentos.

A consecuencia de lo anterior se genera fiebre intestinal (inflamación), esto significa que se congestionan los órganos digestivos con gran afluencia de sangre debido al calor generado por el gran trabajo impuesto a estos órganos cuando la digestión es inadecuada (por ingestión de alimentos inadecuados, malas combinaciones, exceso de alimento, etc.). Recuerden que los fluidos se desplazan a mayor velocidad cuando hay mayor temperatura, ya que disminuye su viscosidad (se pega menos a las paredes de los vasos). Esto, a su vez, favorece que haya menor cantidad de sangre a nivel de la piel, donde hay menos calor generado. De esta manera se altera la función de eliminación a través de la misma (debido al escaso flujo sanguíneo que transporta las impurezas).

¿Cómo realizar una digestión correcta, que llevará a una adecuada nutrición y menor producción de fiebre a nivel intestinal?

Es la alimentación basada principalmente en frutas y semillas (crudas). Esta alimentación provee todo lo que el organismo necesita sin dejar impurezas.

¿Qué causa la enfermedad?

Primero recordemos que no existen enfermedades, sino enfermos. Todos aquellos signos y síntomas que se agrupan en diferentes enfermedades (llámese diabetes, cáncer, osteoporosis, etc.) no son más que formas en las que el organismo manifiesta un estado de intoxicación crónico.

Se llega al estado anterior por un desequilibrio entre las funciones de nutrición y eliminación, causado por fiebre interna. El punto de partido de toda dolencia está en el vientre.

Los gérmenes nunca son la causa de las enfermedades, sino una consecuencia. Los únicos gérmenes que pueden por si mismos desencadenar una dolencia son los parásitos, a quienes debemos combatir con una correcta alimentación.

Nadie muere salvo por accidente, aunque viva rodeado de microbios si:

  • Respira aire puro
  • Tiene buenas digestiones
  • Tiene buena eliminación por piel, riñones, etc.
  • La enfermedad a su vez puede dividirse en:
Enfermedad Aguda:

Es una alteración del estado de salud que demuestra un esfuerzo activo del organismo por desintoxicarse. Nunca debe ser sofocado, siempre favorecido.

Es propio de la infancia y de las personas robustas.images

Enfermedad Crónica:

El organismo convive con un desarreglo funcional. Esto se da porque el organismo carece de energía vital suficiente para generar una crisis desintoxicante. Es decir, un proceso agudo de desintoxicación.

Son comunes en la vejez, desnutrición crónica por intoxicación o de personas que reciben tratamientos con medicamentos.cancer-pancreas2

¿Cuál de estos dos estados es el único que sana?

La enfermedad aguda, ya que revela que el organismo posee suficiente fuerza y energía del organismo como para liberarlo de las impurezas. Para sanar una enfermedad crónica es necesario transformarla en aguda (por eso reaparecen los síntomas ante este tipo de tratamientos).

Por lo tanto:

  • Fiebre externa (37,5º-40º)
  • Erupciones
  • Diarrea
  • Dolor
  • Supuración

No son actividades perjudiciales sino revelaciones defensivas del organismo.

Combatir los síntomas es desarmar a la naturaleza y obligar al organismo a convivir con sus propios enemigos.

Al suprimir los síntomas con drogas o cirugías de toda dolencia aguda (no accidental), logramos transformar procesos agudos de eliminación en procesos crónicos tales como: tuberculosis, diabetes, cáncer, enfermedades mentales, afecciones cardíacas, cerebrales, hepáticas y renales, etc.

Se explica así que alguien que nunca se enfermaba caiga muerto súbitamente, y aquel que vivio quejándose muera de vejez.

Es un error hablar de enfermedades del corazón, riñón, apéndice, ojos, etc. Ya que nuestro organismo es un todo, regado por la misma sangre (pura o impura).

La clave para mantener la salud se basa en mantener en equilibrio las temperaturas internas y externas del cuerpo. Esto se consigue observando las leyes de la salud (8 remedios).

¿Cómo se manifiesta una persona saludable?

No por ausencia de síntomas o si es robusta o musculosa sino por:

  • Evacuar al menos 2 veces por día (al levantarse y acostarse). La materia fecal debe ser abundante, compacta, de color 78653203-jpg_174153bronceado y libre de olor.
  • La expresión del rostro.
  • Cuerpo:
  • Color rosado uniforme (denota buena sangre y fluida)
  • Piel húmeda y caliente (no en exceso)
  • Flexibilidad muscular
  • Sin exceso de grasa (materia extraña y dañina)
  • Pelo integro
  • Dentadura vigorosa
  • Mirada clara y serena
  • Orejas rosadas y carnosas
  • Cuello delgado
  • Pecho levantado y vientre liso
  • Espalda derecha y hombres simétricos
  • Andar airoso y ligero
  • Aliento y sudor sin olor
  • Lengua siempre limpia
  • Pies calientes en todo momento
  • Evacuaciones adecuadas
  • Todo cuerpo sano tiene resistencia al frío y al calor, al trabajo o ejercicio moderado sin fatigarse.
  • Soporta el hambre y la sed sin desfallecer.
  • Come con hambre, descansa tranquilo y se despierta animado.
Consejos para llegar a este estado:
  • Se debe ingerir alimentos crudos (de origen vegetal).
  • Hacer actividad física o transpirar al sol o vapor para ayudar a eliminar impurezas por la piel.
  • No se debe permitir el frío en los pies (gracias a vivir al aire libre)
  • Dormir con la ventana abierta (da colores naturales al rostro).

Volviendo a los síntomas de desequilibrio térmico del cuerpo (única causa de enfermedad, salvo accidente o enfermedad congénita):

  • Los escalofríos revelan un desequilibrio térmico agudo del organismo que terminara con el diagnostico de algún mal.
  • La sensación de calor en la cabeza y frío en los pies luego de una comida suculenta, revela el desequilibrio térmico al que sometemos el organismo para digerir los alimentos.
  • Si comemos frutas o vegetales crudos veremos que antes y después de ingerir el alimento no se altera nuestro pulso.
¿Qué ocurre con el resto de nuestros órganos como resultado del aumento de calor a nivel digestivo por exceso de trabajo?

Los desechos pútridos de las malas digestiones a su vez generan más inflamación (ya que son elementos extraños a nuestro organismo) y por lo tanto más calor. Esto secundariamente provoca que los siguientes alimentos introducidos se pudran por el excesivo calor local. Transformándose en un círculo vicioso.

Si nos alimentamos con derivados animales (carnes, lácteos, huevos), no solo generamos desechos, sino que estos se vuelven extraños a nuestro organismo.

Como resultado de la fiebre intestinal se producen dos fenómenos:

  • Debilidad (por desnutrición e intoxicación).
  • Inflación dolorosa de la parte del cuerpo más afectada, revelando un síntoma de desarreglo funcional.

La sangre que obtenemos de los desechos pútridos de nuestras digestiones es una sangre ACIDA. También se hace más espesa (viscosa) y circula con dificultad.Imagen1.1

De estas digestiones inadecuadas también se desarrollan gases tóxicos. Estos van en busca de los órganos superiores (del tórax hacia la cabeza) generando irritaciones, corrosión e inflamación, más dolores locales (un ejemplo son las lesiones tipo tuberculosis que aparecen en los pulmones).

Aquellos que viven durante muchos años transgrediendo las leyes de la salud y mueren de viejos. En general no acusan enfermedades (síntomas) pero llevan una sangre impura que heredan sus hijos.

Los enfermos crónicos “sienten agravar sus achaques en los meses fríos y mejoran en época de calor”, esto se debe al conflicto con el frío al que exponemos nuestro organismo.

Luego, la garganta, oídos, narices y cuero cabelludo, se enferman por acción irritante y corrosiva de los tóxicos que se generan en las putrefacciones intestinales.

Ganglios inflamados o afecciones de la piel, son efecto de materias tóxicas que el organismo intenta eliminar por ellos.

La vida y prosperidad del microbio depende de dos cosas:

  • Terreno malsano
  •  Fiebre interna

Ambos originados por mala nutrición.

O sea, la salud no se conquista. Se gana cada día manteniendo las temperaturas corporales.

La fiebre externa siempre favorece la curación, hace que el calor se extienda a través de todo el cuerpo, activa los procesos vitales y ayuda a que la sangre y los tejidos se purifiquen. Destruyendo y eliminando materias orgánicas muertas.

Es por ello que en cualquier proceso de enfermedad crónica se debe generar fiebre de manera artificial sobre la piel, a fin de normalizar la circulación de la sangre y favorecer su purificación. Por exhalación cutánea y transpiración.

¿Cómo se genera fiebre curativa?
  • Atacando la piel con frío. Obligamos así al cuerpo a generar calor por reacción nerviosa y circulatoria. Cuanto más prolongada la reacción de calor más beneficio obtendremos. La reacción será optima cuando el cuerpo este en transpiración y el agua lo más fría posible.
  • Alternar calor generado por vapor o sol con frotaciones de agua fría.
  • La aplicación fría siempre produce calor posteriormente. Y la aplicación de calor provoca frío salvo si se termina con una ducha o frotación con agua fresca.
  • No basta solo con transpirar. Se necesita mejorar el flujo sanguíneo hacia la piel para eliminar impurezas tam
  • images (1)bién. Esto solo se obtiene gracias a la exposición al sol, vapor o reacciones de calor frío.
Transpiración
  • Congestiona las entrañas
  • Enfría la piel
Congestión de la piel
  • Congestiona la piel
  • Enfría las entrañas
  • Elimina impurezas

La clavadura de ortigas frescas genera una poderosa reacción de calor en la piel. Se usa favorablemente en neumonías, asma y casos de parálisis.

Toda dolencia puede mejorar solo gracias a la fiebre externa, ya que es la única que puede expulsar las materias dañinas.

Si hay fiebre local hay que activar sobre el órgano o parte afectada, refrescando localmente y derivando las impurezas a los poros.

Para generar fiebre curativa:
  • Aplicaciones frías – calientes: Es útil en golpes, heridas, ulcera, congestiones e irritaciones. Estas originadas por depósitos de materias extrañas causadas por golpes o accidentes.cataplasmas1

Contrastes 

  • En los enfermos crónicos con piel pálida y fría: Aplicación caliente.
  • En las inflamaciones agudas calientes: aplicación fría local.
  •  En caso de tumoraciones frías: Realizar frotaciones frías que activan una reacción de calor y luego, aplicar una saquito caliente  de  pasto miel o flores de heno (hervidos durante quince minutos y estrujados). Esto despierta una reacción de los tejidos y el    calor del vapor de las semillas, atrae a la superficie la congestión interna.
  • Combinación Calor – Frío: Es el mejor calmante de dolores localizados. Otro buen remedio son las cataplasmas de linaza.
  • Compresas frías locales: colocar y sacar cada diez minutos durante dos horas. Combate la fiebre e inflamación local y aleja los dolores.
  • Cataplasma de barro: refresca, descongestiona, desinflama, purifica y vitaliza los tejidos afiebrados. Es el mejor calmante de todo dolor agudo y caliente.
  • Nunca aplique compresas de hielo para desinflamar, ya que paraliza la circulación. De esta manera no se logra disminuir la fiebre y las impurezas locales.
¿Cómo distinguir sangre pura de impura?

La sangre circula a través de arterias, venas y capilares. Se limpia en los pulmones, riñones y la piel (considerado como un tercer riñón).

La sangre pura es:

  • Alcalina
  • Fluida
  • Rojo encendido
  • Este tipo de sangre se manifiesta en una piel limpia, fresca y rosada. Sin coloración desigual, manchas o venitas.

En la garganta se evalúa el estado de la sangre de una persona. Si está enrojecida (velo del paladar, campanilla, amígdalas) estamos hablando de impureza de la sangre e inflamación de los tejidos.

La sangre impura (ácida y cargada de tóxicos), circula con dificultad, se hace viscosa (donde está más fría circula menos). Así se estanca en diversos lugares del organismo. Esto genera desnutrición de las células que forman los tejidos y debilita el sistema nervioso. También al depositarse la sangre cargada de impurezas y ácida en las partes menos defendidas del organismo se producen irritaciones y congestiones locales.

Este estancamiento de la sangre impura en lugares determinados del organismo da lugar a congestiones e inflamaciones que caracterizan la enfermedad local.

A estas se las llamará cáncer, tumores, tuberculosis, etc.

Toda enfermedad o afección localizada (por ejemplo, tumor de hígado) representa o manifiesta acumulación de sustancias extrañas en los tejidos.

Estas sustancias actúan como ACIDOS Y CAUSTICOS. La congestión se hace crónica y se desnutre el tejido y muere. Provocando una reacción mayor (como algo extraño). De allí surgen los tumores, tuberculosis, sífilis, etc.Tumores-y-cáncer

EN TODO ENFERMO ESTA ALTERADA LA CIRCULACION Y COMPOSICION DE LA SANGRE.

Sin purificar la sangre, a través de las dos cosas que nombramos (eliminación y buena nutrición), no hay restablecimiento de la salud. Siempre hay que tomar al organismo como un todo y sacar de las partes más sanas los elementos defensivos en auxilio de la parte enferma.

Los tratamientos siempre deben ser generales. Los locales sirven para disminuir la congestión y restablecer la circulación sanguínea para ayudar a reparar los tejidos (es secundaria).

Dra. Irene Pena

Bibliografía

Guía de Medicina Natural, Salud y Curación, Volumen Primero, Carlos Kozel, Ediciones Omedin, España, Decimosegunda Edición 1991: 30-46.

La Medicina Natural al alcance de todos, Manuel Lezaeta Acharán, Decimotercera Edición, Editorial Kier, 1983:56-82.

Manual de Biofisica y Fiosología para médicos, Segunda edición, R. Montorean, Maracay, mayo de 1994:capítulo 1, secciones 1-4.

Categories
Salud

Leave a Reply

*

*

A %d blogueros les gusta esto: