La Dieta Bíblica – Salud

dietabiblica
Publicado por: Leandro Pena

“Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma.” (3º Juan 2)

“Si conservamos con cuidado la fuerza vital, y mantenemos en buen orden el delicado mecanismo del cuerpo, el resultado será la salud[1]” “Sin salud, nadie puede comprender en forma clara ni cumplir completamente sus obligaciones hacia sí mismo, sus semejantes, o su Creador. Ha de cuidarse, por lo tanto, tan fielmente la salud como el carácter. El conocimiento de la fisiología y la higiene debe ser la base de todo esfuerzo educativo”[2] (Elena G. de White)

La Salud en la Biblia

  • Génesis 43:28; 47: 9. La vejez sola no es sinónimo “mala salud”.
  • Génesis 48:1, 17-19. Jacob mantuvo claridad de mente en la enfermedad.
  • Génesis 49:33 A la edad de 147 años, que fue capaz de reunir sus propios pies en la cama.
  • Deuteronomio 34:7 A los 120 años, los ojos de Moisés no se oscurecieron, ni perdió su vigor.
  • Josué 14:10,11 Caleb tenía plena salud a los 85 años.
  • Deuteronomio 28:22, 27-29, 60, 61. Otras naciones tenían enfermedades.
  • Éxodo 15:26; Deuteronomio 7:12-15 Si los israelitas hubieran obedecido a Dios, Él habría quitado todas las enfermedades de ellos.
  • Éxodo 16: 3-13 Israel deseaba la carne.
  • Números 11:4 La “multitud mixta” fue quién inició la queja.
  • Números 11:4-6 Despreciando el alimento del cielo; ellos quería carne.
  • Números 11:31-33 Con la carne llegó enfermedad.
  • Salmos 78:18; 106:14,15 Cedieron a su codicia.
  • 1º Corintios 10:6 Nosotros no codiciemos cosas malas, como ellos codiciaron.
  • Isaías 4:1 La dieta es una evidencia de la verdadera iglesia.

La Dieta Bíblica en los escritos de Moisés

  • Génesis 1:29 Granos y frutas: la dieta original.
  • Génesis 3:17,18 Con el pecado se agregaron las verduras a la dieta. Esta dieta continuó durante 1.655 años hasta la inundación, alrededor de un tercio de toda la historia del mundo.
  • Génesis 9: 3 Luego del diluvio, se permitió la carne en la dieta.
  • Génesis 9: 4 Tenían prohibido comer sangre.
  • Levítico 7:26,27 El alma que se comía sangre era apartada del pueblo.
  • Levítico 17:10-12 No se le permitía al extranjero comer sangre.
  • Hechos 15:28,29 Un requisito necesario para la iglesia cristiana.
  • Deuteronomio 12:23-25 La vida en la sangre está.
  • Levítico 10:17,18 En algunas ofrendas, los sacerdotes comían una porción de carne.
  • 1º Samuel 2: 12-16 Los sacerdotes podían comer sólo carne cocida, que había sido quemada hasta que la sangre se extraía de ella. Los sacerdotes que eran “hijos de Belial”, deseaban la carne cruda para luego ser asada con la sangre en ella, dando sabor a la carne. Hoy en día hay muchos que, como los hijos de Elí, prefieren cocinar la carne preservando la sangre. Muy poca carne se podría comer si se siguieran los requisitos de Dios. La sangre da sabor. La carne cocida (puesta sobre el fuego con agua fría y cocinada lentamente) es casi sin sabor.
  • 1º Samuel 2:17 El que hace caso omiso de las instrucciones del Señor, sea sacerdote o laico, hace que las personas piensen con ligereza los requerimientos del Señor.
  • Levítico 7:23-25 La grasa estaba prohibida.
  • Levítico 3:17 El mandato de abstenerse de sangre y grasa es un estatuto perpetuo.

 

[1] WHITE, Elena G. (1959); El Ministerio de Curación, p.179

[2] WHITE, Elena G. (2009); La Educación, p.177

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Time limit is exhausted. Please reload CAPTCHA.